El teatro romano es uno de los monumentos romanos que han llegado hasta nuestros días para regalarnos cultura, historia y belleza arquitectónica. Y si estos elementos culturales te apasionan tienes que visitar obligatoriamente Extremadura para admirar sus imponentes monumentos. Si eres amante del teatro seguro que te gustaría saber estas curiosidades sobre el Teatro romano de Mérida, un edificio con más de 2000 años de historia.

Si algo tienen los monumentos romanos es que perduran a través de la historia como si las inclemencias del tiempo y el clima no les afectara. Es por eso que en las piedras del Teatro romano de Mérida aún es posible leer la fecha en la que se inauguró (año 16-15 a.C). También podemos leer gracias a quién fue posible esta construcción: Agripa. En tiempos antiguos, el teatro romano de Mérida ya había sufrido distintas reformas, durante el tiempo que Trajano reinó.

La trayectoria del Teatro romano de Mérida

Poco a poco, el teatro de Mérida se fue abandonando a lo largo de los años y dejó de renovarse. Además, acabó cubierto por toneladas de tierra que ocultaban parcialmente la grandiosa belleza de su arquitectura. La recuperación de ese grandioso yacimiento arqueológico no se hizo hasta el siglo XX. En este siglo se hicieron muchas excavaciones para que este monumento volviera a ver la luz. Hoy en día tenemos un monumental teatro romano cuya capacidad es de 6000 espectadores.

Además de una gran capacidad, el Teatro romano de Mérida tiene escenario de una belleza espectacular. Sus dos pisos sostenidos por columnas de estilo corintio, albergan grandes esculturas. Las esculturas originales que se hallaron en el Teatro romano de Mérida actualmente se guardan y exponen en el Museo de Arte Romano. Dentro del teatro tenemos las réplicas de estas esculturas. Los yacimientos y las esculturas halladas en este teatro son fascinantes y se deben guardar como un tesoro.

No obstante, hoy en día, el Teatro romano de Mérida no es un simple lugar a visitar y disfrutar, sino que cumple sus funciones como teatro. Cada año y desde el 1933 se celebra y podemos disfrutar del Festival Internacional de Teatro Clásico de Mérida. Además, este teatro también sirve su función como Patrimonio de la Humanidad desde el año 1993. Disfrutar del Teatro romano de Mérida es fascinante y lo mejor es seguir el itinerario a los lugares conexos al anfiteatro (el Templo Diana, el circo y el acueducto de San Lázaro).

¡Haz clic para puntuar esta entrada!
(Votos: 0 Promedio: 0)